lunes, 23 de marzo de 2015

José Barros y la potencia creadora


Sorpresa, novedad, asombro, intensidades, afecciones, interjecciones y más, mucho más...

Sensaciones ilimitadas frente a una obra inmensa, en esta mañana que podría ser el reverso de la sombra o el inicio de un encuentro.

La avalancha mediática nos habla de lugares comunes, de conmociones obvias, de citas "imprescindibles"; pero es el olvido el que se mantiene triunfante en esta lógica del espectáculo. Mañana, seguramente, habrá una nueva ocasión para lanzar otra consigna que venda lo suficiente y que logre opacar a la de ayer. Es cierto que en todos los medios colombianos se habló el pasado fin de semana del centenario del natalicio de José Benito Barros Palomino (1915-2007), y también es de exaltar que el Ministerio de Cultura haya declarado el año como "el año de José Barros", sin embargo, no es muy seguro que su memoria se mantenga activa más allá de la efeméride. Ojalá y no sea así, puesto que su vasta obra (integrada fielmente con su vida) es digna de volver a repasarse una y otra vez.
El compositor colombiano, que naciera el 21 de marzo en El Banco (Departamento de Magdalena) dejó alrededor de 700 canciones en las que, a diferencia de las que hoy por hoy alcanzan las mayores audiencias, se destaca la versatilidad, la imaginación, el vínculo territorial, el hermanamiento con los dolores cotidianos, la riqueza expresiva, la pasión desbordada, la fuerza del espíritu caribeño con sus oleadas de sangre, sudor y alegría: la potencia poética, la potencia creadora... 

¿Cómo olvidar esos versos líquidos de "La Piragua"?

Capoteando el vendaval se estremecía
e impasible desafiaba la tormenta
y un ejército de estrellas la seguía
tachonándola de luz y de leyenda
(...)
Doce sombras ahora viejas ya no reman
ya no cruje el maderamen en el agua
solo quedan los recuerdos en la arena
donde yace dormitando la piragua...

¿o estos aéreos que nos entrega "El pescador"?

El pescador... habla con la luna
El pescador... habla con la playa
El pescador... no tiene fortuna
Sólo su atarraya...

No voy más allá con las citas escritas pues lo que quiero es contagiarlos con su música y para ello, he seleccionado unas obras que me parecen particulares y no siempre las más conocidas. No sobra recordar que compuso cumbias, porrros, vallenatos, boleros, pasillos, tangos, rancheras. Tomo los enlaces de Youtube, espero que funcionen sin contratiempos.


Busco tu recuerdo (Bolero)

Pesares (Pasillo)

Cantinero sirva tanda (Tango)

Mala suerte (Vals)

En la orilla del mar (Bolero)

El minero (Cumbia)


Violencia (Cumbia)

Imágenes y vídeos tomados de la circulación libre en la red

No hay comentarios: